caída de pelo en mujeres

¿Sabías que cada día perdemos una media de entre 50 y 100 cabellos? De hecho, nuestra melena está formada por unos 100.000 cabellos aproximadamente, los cuales tienen una vida útil de entre 2 y 6 años. Por lo tanto, podríamos afirmar que pasamos por distintas fases de caída y nacimiento a lo largo de nuestra vida, así que no hay por qué alarmarse. Pero no es fácil controlar el pánico cuando, de buena mañana, vemos la almohada llena de pelos, la ducha o el cepillo, ¿verdad? Algo se apodera de nosotras y un montón de preguntas se nos vienen a la cabeza. Aunque se resumen en una cuestión muy concreta: ¿es normal que se me caiga tanto el cabello?

Desde Batiste te explicamos todo lo que debes saber sobre la caída del pelo, cuáles son las causas más habituales, en qué momento es más frecuente que suceda y qué puedes hacer para mantener un pelazo sano y fuerte. Princess, aparca el estrés y ¡toma nota!

¡La caída del pelo es un proceso natural!

Sucede todos los días, es algo fisiológico. Los cabellos que forman nuestro cuero cabelludo pasan por distintos ciclos: unos están en pleno crecimiento, otros en fase de estabilización y, en cambio, otros tantos se hayan en proceso de caída. ¡Importante! Si esta caída es puntual y limitada en el tiempo no hay de qué preocuparse, porque el pelo al igual que se cae se va renovando a diario.

¿Hay algún periodo en el que se nos caiga el pelo con más abundancia?

Efectivamente, darling. La pérdida de cabello se asocia aún más en primavera y otoño y, por tanto, es cuando más conscientes somos de ella, ¿a que sí? Especialmente tras el verano se nos activa el radar del pánico y percibimos absolutamente cada cabello que deja de formar parte de nuestra preciosa melena. Y es entonces cuando asoman las dudas: ¿es una caída puntual o debería acudir a un/a dermatólogo/a?

Principales causas de la caída del cabello

  • Cambios estacionales. Como hemos visto anteriormente, la caída del cabello se asocia a periodos concretos del año (primavera y otoño), por lo que se considera un fenómeno pasajero. Durante estas estaciones, las raíces de nuestro cabello detienen su actividad, por lo que el pelo que ya está formado se va desprendiendo. Pero tranquila, la densidad capilar no disminuye, porque nuestro organismo es muy sabio y trabaja para que haya un equilibrio entre el pelo que se cae y el que nace. Normalmente este periodo dura de 3 a 4 semanas aproximadamente. En estas situaciones la caída de pelo es puntual, no significa que exista un problema capilar.
  • Después del embarazo. Tras la gestación los niveles de estrógenos aumentan, así que nuestro cabello se mantiene mayor tiempo en la fase de crecimiento. Y después del parto y durante la lactancia empiezan a caer de forma moderada o incluso abundante todos los cabellos que no se habían desprendido con anterioridad, debido al reajuste hormonal. En este caso en particular, la caída de pelo de la mujer aparece de 2 a 3 meses después del parto o la lactancia y suele finalizar al cabo de 2 o 3 semanas, así que ¡todo bajo control!
  • Hábitos que propician la caída. Es cierto que en algunas ocasiones la caída del cabello está estrechamente relacionada con trastornos de nuestro organismo. ¿A qué situaciones nos estamos refiriendo? Por ejemplo, tras periodos puntuales o continuados de estrés (o alguna vivencia traumática), reacción a algún fármaco, dietas muy restrictivas con falta de nutrientes esenciales o debido a ciertas patologías: anemia, hipo e hipertiroidismo, fiebre prolongada o incluso por el hecho de haberse sometido a alguna intervención quirúrgica. En definitiva, si notas que de forma repentina se te cae el pelo de un modo exagerado, lo mejor que puedes hacer para ponerle solución es acudir a un/a dermatólogo/a para que identifique las posibles causas y podáis poneros manos a la obra con el tratamiento.
  • El paso del tiempo. #BatisteLover, la caída del pelo también se asocia al envejecimiento. De hecho, afecta al 30% de las mujeres durante la menopausia. Normalmente es a partir de este periodo cuando los folículos capilares pierden la capacidad de fabricar pelo, por lo que este crece mucho más lento. También disminuye la cantidad de cabello, porque se reducen los estrógenos (las hormonas femeninas), y se mantienen las masculinas, que se conocen bajo el nombre de andrógenos.

caída de pelo mujer

¿Cuándo debemos acudir al médico?

Tal y como hemos especificado en el apartado anterior, la caída de pelo producida por factores estacionales o tras el embarazo no necesitan de ningún tratamiento en concreto, porque nuestra melena se recupera de forma natural pasado un tiempo. No obstante, si detectamos una menor densidad de cabello en nuestro cuero cabelludo es mejor que pidamos cita al dermatólogo/a. Es decir, una pérdida excesiva y mantenida en el tiempo o frente al adelgazamiento del cabello. Así podrás atacar el problema de raíz, ¡y nunca mejor dicho!

Otros indicativos para que acudas a un especialista pueden ser los siguientes:

  • Cuando también se caigan pelos de las cejas o las pestañas.
  • Si te pica la zona que notas con menos densidad de cabello o tiene aspecto de cicatriz.
  • Si aparecen calvas circulares por el cuero cabelludo, rojeces o inflamación.
  • Cuando la pérdida de pelo se centra en la línea frontal del cuero cabelludo.

Mitos sobre la caída del pelo

  • “Si me lo corto a menudo, no se me caerá tanto”. Completamente falso. La longitud del tallo capilar no influye en la caída del pelo, pero sí es verdad que si lo tenemos corto lo vemos menos y parece que perdamos poco cabello.
  • “Si me lavo el cabello cada día se me caerá más”. También es mentira. Si te lavas con menos frecuencia el cabello, se desprenderá igual que si lo lavases a diario. Palabrita de Batiste.
  • “Si no descanso lo que debo se me caerá más el pelo”. Tal cual. El cabello, al igual que otros procesos de regeneración celular de nuestro cuerpo, se renueva cada noche. Así que te aconsejamos que respetes los periodos de descanso.
  • “Fumar promueve la caída del cabello”. Verdadero. Otro motivo más para dejar este mal hábito. ¡Tatúate esto a fuego! El tabaco también tiene consecuencias nefastas para la salud de nuestro cuero cabelludo: ralentiza su microcirculación, suprime los folículos pilosos y altera los niveles hormonales.

5 tips para un cabello sano y fuerte

  1. Sigue una dieta sana y equilibrada, rica en vitaminas y minerales.
  2. Aparca los malos hábitos, como el tabaco o el alcohol.
  3. Duerme unas 8 horas diarias para favorecer la regeneración capilar.
  4. Evita las altas temperaturas de secadores y planchas.
  5. Hidrata tu melena en profundidad con productos y mascarillas específicas.

caída pelo mujer

Si quieres profundizar al respecto, échale un vistazo a nuestro súper post “La guía definitiva para reparar el cabello dañado”, que te proporcionará consejos generales para reparar el pelo dañado, con trucos y tratamientos hidratantes que le devolverán a tu pelazo la vida y el brillo que habían perdido.

¡Ah! Con nuestro champú en seco Batiste Damage Control di adiós al cabello debilitado. Contiene una fórmula avanzada enriquecida con queratina fortificante, que además de hacer que sientas tu pelo limpio y fresco, te permitirá mantenerlo sano y fuerte, puesto que te protegerá contra el daño ocasionado por el calor de las planchas y secadores. Ready to WOW?

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

once − 7 =