Pelo teñido cuidado

Los sabemos, darling. Te encanta probar nuevas tendencias y experimentar con el color y con todos los tipos de teñido de pelo de moda: reflejos, mechas (babylights, balayage, californianas, foilyage, hair contouring, técnica blonde, shatush, ojo de tigre…), tintes fantasía, decoloraciones… Pero debes tener en cuenta que teñir el pelo es un proceso que suele resecarlo y, con el tiempo, puede llegar castigarlo un poco. La hidratación será el mejor tratamiento para cuidar el cabello teñido y hacer que recupere su brillo y sedosidad, así como estos consejos que te damos a continuación. Porque cabello teñido no tiene por qué significar cabello dañado. Palabrita de Batiste. ¿Empezamos?

Características de un pelo teñido

Modificar el color natural del cabello con tintes y mechas (ya sea aclarándolo, oscureciéndolo, decolorándolo por completo, etc.) produce variaciones en su estructura.

¿Qué caracteriza al pelo teñido?

  • Presenta más sensibilidad ante agentes externos: el sol, el cloro, la sal del mar, la contaminación… o incluso a las sustancias químicas del champú.
  • Es más quebradizo y propenso a la rotura.
  • Es mucho más reseco de lo habitual.
  • En algunos casos llega a ser áspero.
  • Con el tiempo, pierde brillo y luminosidad.

Cuidados para pelo teñido

Estos son los cuidados imprescindibles que deberás tatuarte a fuego si tienes el pelo teñido y quieres mantenerlo sano, brillante y con efecto WOW:

1. Súmate a la tendencia “made in natural”

Una de las principales problemáticas de algunos tintes es que llevan sustancias químicas que pueden resultar muy agresivas para la estructura del cabello y debilitarlo, como el amoníaco (que se usa en muchos tintes y coloraciones por su gran capacidad de oxidación). Por eso, y más si te tiñes el pelo con mucha frecuencia, es importante que tengas en cuenta alternativas de tintes naturales sin elementos químicos y que te permitirán dar color a tu cabello sin dañarlo.

2. Alarga el tiempo entre teñidos

Es importante que, si te has teñido, esperes un tiempo razonable para volverlo a hacer. Tu estilista te indicará cuándo debes retocarte esas mechas, o en qué momento puedes aclarar u oscurecer tu pelo teñido. Por lo general, se recomienda aplicar el tinte mínimo cada dos meses. Por eso nos gustan tanto las mechas balayage o las foilyage, porque se suelen aplicar de medios a puntas y no tienes que preocuparte por las raíces anymore.

Mechas foilyage

3. Usa productos específicos para cabellos teñidos

Los expertos lo tienen claro: un cabello teñido necesita un champú específico para cabellos teñidos, que lo nutra en profundidad y reduzca la oxidación del color. Es decir, que lo hidrate y mantenga el color del tinte como el primer día. Además, si es posible, evita que lleve sulfatos ni siliconas, ya que resecan el pelo y arrastran el pigmento en el pelo teñido, por lo que hacen que pierda luminosidad y brillo.

Según las particularidades de tu cabello y del tinte, descubrirás cuál es el mejor champú en seco para cabello teñido y que más se adapta a ti.

4. Un plus de hidratación, por favor

La sequedad es la principal enemiga del cabello teñido, por lo que deberás darle dosis extra de hidratación. Acondicionador a diario, mascarillas hidratantes para cabellos teñidos, sérums o cremas de peinado, deberán formar parte de tu hair-routine. Es la única forma de que tu pelo teñido no pierda brillo y se mantenga sedoso y bonito. Además, deberás mantener tus puntas sanas. Parece fácil, ¿verdad? Sabemos que no lo es: requiere paciencia y dedicación.

5. ¿Calor? Con moderación y siempre con protección

El cabello teñido es más sensible a los elementos de calor como el secador, las planchas, tenacillas… Además, su uso continuado puede hacer que el color pierda luminosidad. Procura reducir su uso si tienes tinte en tu pelo y, si lo haces, no te olvides aplicar un protector térmico.

Un pelo secado al aire y con un peinado desenfadado estilo messy también es bonito. ¡Pruébalo, tu cabello lo agradecerá y le darás un respiro!

6. Reduce el lavado diario con agua

Aunque debes lavar tu pelo siempre que lo necesites, si tienes el pelo teñido debes intentar espaciar la frecuencia de lavado con agua, para que el color te dure más tiempo (sobre todo en tintes semipermanentes o temporales).

Por eso el champú en seco Batiste se convertirá en tu must have para poder llevar el pelo teñido fresco, con un olor exquisito, con movimiento,… ¡y sin necesidad de agua!

Además de los champús con distintas fragancias, el que aporta volumen XXL, el que protege de los efectos provocados por el calor o el que combate el encrespamiento, te recomendamos que pruebes la gama de Batiste con color, que le darán a tu melena un toque de matices súper favorecedores. Los hay para rubias, morenas y castañas. Oh yes!

Batiste color

7. Adorna tu pelo con accesorios “soft”

Los accesorios en el pelo son tendencia y nos encantan. Pero para tu pelo teñido es mejor que dejes de lado las gomas apretadas o las horquillas y uses aquellos que menos daño pueden hacerle como, por ejemplo, los pañuelos y bandanas. ¡Favorecen un montón y quedan espectaculares!

Cuidar pelo teñido

8. Visita a tu peluquero/a para tratar tu cabello teñido

En tu salón de belleza también pueden realizarte tratamientos para hidratar y cuidar tu cabello teñido, así como indicarte la mejor forma de volver a aplicar color sin dañarlo. Además, responderán las dudas más frecuentes sobre coloración: cómo aclarar un pelo teñido demasiado oscuro, cómo pasar de pelo teñido a pelo con canas, cómo oscurecerlo,… Por eso siempre te recomendamos que te pongas en manos expertas si buscas recuperar el brillo y la suavidad en tu melena y de forma personalizada.

Ahora que te hemos contado los 8 cuidados imprescindibles para que tu cabello teñido no se convierta en un cabello dañado y sin vida, te invitamos a que te leas nuestra guía completa para el cuidado del cabello. ¡Imprescindible!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × tres =